Hechos Previos


El 20 de mayo, sobre las 10:00 p.m. el cuerpo de una mujer de 20 años fue encontrado cerca de Mable River en Raccoon City. Tenía marcas de mordiscos por todo su cuerpo y sufría de serias mutilaciones. Al principio se pensó que podría tratarse de algún animal salvaje, pero pronto surgirían indicios de que se trataba de otro tipo de ser.
Empezaban a oírse rumores sobre unos monstruos en las Montañas Arkley. Según comentaban eran parecidos a perros en tamaño, pero andaban en grupo al igual que los lobos. Podrían parecer perros salvajes ordinarios, pero estos eran de lejos más peligrosos, fuertes, rápidos y difíciles de herir.

Los rumores fueron creciendo poco a poco hasta que los habitantes de Raccoon City decidieron actuar en consecuencia. Así, lo primero que se hizo fue bloquear el camino de acceso al pie de la colina para prevenir más accidentes. Además el RPD envió a los S.T.A.R.S. (Special Rescue And Tactics Service) para buscar a las posibles personas desaparecidas en las montañas.

El encargado de cumplir esta misión fue el Equipo Bravo, pero al parecer su helicóptero tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia por razones desconocidas. Las últimas comunicaciones informaban de que algo había pasado con el motor. Tras esto se envió inmediatamente al Equipo Alpha para ayudarles.


 
El comienzo


Nada más llegar encuentran el helicóptero roto sobre un campo de crecida hierba. También encuentran los restos del piloto, Edward Dewey. De pronto unas fieras criaturas les atacan sin darle tiempo a reaccionar. Los miembros del equipo corren a su helicóptero, pero el piloto huye sin ellos dejándolos solos y rodeados. Por suerte hay una gran mansión cerca de donde están por lo que deciden refugiarse en ella...


 
Lo que sucedió


Mientras buscan a los miembros del desaparecido equipo Bravo, descubren una conspiración que les llevará a conocer la verdadera historia sobre las criaturas de los Arkleys.

Aquí está el resumen de lo que descubrieron:

La mansión era la base donde se ocultaba el laboratio de Umbrella, una compañía que aparentaba desarrollar productos farmacéuticos, pero que en realidad se dedicaba a experimentar con materiales para la guerra química.
Debido a la ilegalidad de sus actos tenían que mantener todo el complejo asegurado, protegiéndolo con avanzadas trampas y complejos sistemas de seguridad. Uno de sus experimentos era el T-Virus que, por un fallo en su manipulación, fue liberado y contaminó a todos los empleados de Umbrella asi como a otros animales que se encontraban cerca de la mansión, transformándolos en zombies.
Albert Wesker, antes de ser capitán de S.T.A.R.S. era un joven empleado de la Mansión que había sido parte de proyecto Tyrant, un experimento para crear un ser biológico con un potencial bélico superior al de cualquier humano.
De este modo, cuando los S.T.A.R.S. fueron en busca del equipo BRAVO su intención era la de apoderarse del Tyrant, aunque la dispersión del virus y la intervención de sus compañeros le impidirían llevarlo a cabo, dando al traste con sus maquinaciones y destruyendo todo el complejo en un apoteósico final...